lunes, 27 de agosto de 2012

La civilización del espectáculo (Mario Vargas Llosa)



La civilización del espectáculo es un libro de ensayo divulgativo escrito por Mario Vargas Llosa en el que se pone de relieve el declive de la cultura en la sociedad actual. ¿Quién necesita más? Ni corta ni perezosa me lo compré y le eché una ojeada, a fin de cuentas la cultura es uno de mis temas favoritos para la hora del café.
Del libro se puede decir que es un ensayo divulgativo a más no poder, fácil de seguir y diseñado para llegar al mayor número de personas. Está bien escrito y las páginas pasan como si fuera una novela, sin tener que volver atrás una y otra vez porque has olvidado un dato o hay algún aspecto de la disertación que resulta enrevesado. A este respecto, creo que nadie puede negar que cumple encomiablemente su función.

Sin embargo, tiene para mi gusto dos grandes defectos que evitan que lo cite como fuente de peso en mis discusiones de sobremesa. La primera es la dispersión del texto, ya que la misma idea se repite una y otra vez sin una estructura firme que te haga pensar que llegas a alguna parte con la lectura. La segunda es la unilateralidad del discurso. Yo también opino que tenemos un grave problema con la cultura, pero encallarse en esa opinión y hacer oídos sordos a los grandes avances me parece una actitud que impide profundizar en la materia. Solo soy una niña (citando Danza de dragones), pero la vida enseña bastante tremprano que nada es absolutamente blanco ni absolutamente negro.

Hasta aquí la crítica del libro. Como sobre el tema de la cultura podría explayarme y no abarcar nada, mejor acoto mis comentarios a un par de aspectos concretos que me han llamado la atención.

La banalización de la cultura
En un intento de definición, yo diría que la cultura es la suma de conocimiento+pensamiento en las áreas que definen al ser humano en su conjunto (Historia, Filosofía, Arte, Ciencia, Tecnología, Cultura Pop, Actualidad, etc.) de modo que uno pueda orientarse en estos ámbitos.

El problema surge cuando hay conocimiento sin pensamiento. En estos casos llegan las repeticiones de discursos mediocres que se ven revestidos de un aura de santidad y crecen como bolas de nieve, aunque no se tengan en pie por sí mismos. La cultura no existe sin la capacidad de pensar con nuestras lindas cabecitas. Si no, pasa lo que pasa, que las palabras del medio/gurú de turno van a misa, se crean corrientes de pensamiento y se suprime la pluralidad de opinión. En contra de lo que algunos parecen opinar, esto no es "Todos a una como Fuenteovejuna", sino borreguismo puro y duro.

También está el pequeño detalle de que hemos olvidado lo que significa el esfuerzo. Ahora se cocina metiendo un sobre en el microondas, los niños no tienen que aprobar para pasar de curso y el inglés se aprende en siete días. Del mismo modo, da la impresión de que leerse la Wikipedia es especializarse en un ámbito, que seguir las noticias por Twitter equivale a una licenciatura de Ciencias Políticas y que el contenido de un libro se resume y critica con un "me ha gustado" o "no me ha gustado". Desde que existe internet, todo el mundo tiene voz y voto. Sin embargo, lo siento, señores, no todas las opiniones tienen el mismo peso. Ojo, lo que si es cierto es que se puede aprender algo de toda opinión argumentada aunque sus bases no sean del todo sólidas.

La falta de madurez de la sociedad
Vivimos en una sociedad en la que todo el mundo tiene acceso a la cultura (al menos, antes de la crisis), aprendemos a leer en el colegio, hay documentales en TVE2, las bibliotecas públicas son gratuitas, hay días para visitar museos sin pagar y existe internet para hablar de lo que quieras y más.

Las herramientas están ahí, el conocimiento también. Tal vez me equivoque, pero si el pueblo pidiera cultura creo que podríamos tener cultura por alguna parte. Sin embargo, el pueblo no la pide. Analizar las causas ya es harina de otro costal (¿merece la pena el esfuerzo de invertir nuestro tiempo en cultura? ¿tenemos margen para hacerlo? ¿nos han enseñado verdaderamente a volararla? ¿para algunos es más sencillo aborregarnos a todos?) y no me voy a mojar mucho, pero me da la impresión de que desaprovechamos lo que tenemos hasta un punto insospechado. ¿Qué queréis que os diga? Por mucho que avancen la ciencia y la tecnología, así el ser humano nunca va a mejorar.

¡Hale! ¡Se acabó! A veces me leo en este tono y confieso que me asusto, mis opiniones suenan mucho más tajantes de lo que son en realidad. Cuando opino sobre un tema, siempre tengo la impresión de que he pasado por alto algún aspecto importante en el que no me he parado a pensar. De ahí precisamente que la crítica y la discusión sana sean tan valiosas, sino te quedas viviendo para siempre en tu propia cabeza.

4 comentarios:

Drizzt dijo...

Mi resumen basto y personal sobre el tema es que se dieron cuenta (¿occidente tras las crisis de los 70?) que no necesitaban ciudadanos, sino consumidores.
Pero no creo que baste mi frase de arriba y decir "eh! fueron ellos, yo no sabía" (la falta de madurez de la que nos hablabas) debe haber un desdén previo en la población, el agua para este caldo.

Para algunos temas la wiki en inglés está muy bien. Dicen que para temas de humanidades la wiki en español es vandalizada no por trolls sino por asociaciones y fundaciones de distinto signo político, pero no tengo ni idea si es una leyenda urbana.

P.D: Fin de tu penúltimo párrafo XD tenía que contestar XD. Realmente nuestras lumbreras del saber científico tienen una cultura en humanidades bastante profunda, alguno hasta licenciatura en historia (Witten). Sin embargo al revés no pasa...
Ahora viene la parte inquietante, la incultura para la mayoría de la población ha sido una constante en la Historia, vamos hacia donde siempre fuimos. La sensación de "desilusión" (por poner un nombre que se pueda compartir fácilmente) que nos comentas creo que viene de "lo que pudo ser y no fue" de las últimas décadas (o siglos). Lo que pasa (supongo que esta opinión es muy discutible XD) es que algunos intelectuales de humanidades mezclan esto, que es muy loable, con un "qué hay de lo mio" ( = $$$$), llorando por sus cosas mas que denunciando cuando les entrevistan. Y se mezcla todo, es un jaleo y (mea culpa) a priori tiendo a recelar de todos aunque tengan razón. Aqui es donde entran al rescate las recomendaciones de libros en blogs XD

Alfalfa dijo...

Yo, un imbécil autodidacta, asumo que aunque no está la miel hecha para la boca del burro, si está hecha para el vuelo del moscardón (korsakov semifusa dixit).
Y que naciendo en pelotas, algunos acaban vistiendo bastante bien.Para los demás Zara que no trusta.Elija quién se atreva.

En serio diré y digo que da gusto leerla y que siga asi.Aquí se aprende.Gracias.


Addictive Epicurean dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Addictive Epicurean dijo...

Drizzt => No hace ni una semana que mi compañero de piso (informático de profesión) me comentó el respeto que hay hacia las humanidades en algunos ámbitos del mundillo científico-técnico. Como nunca me lo había encontrado me quede bastante sorprendida y ahora vuelve a salir el tema... Curioso. :S

Por otra parte, decir que la sociedad va a peor es una exageración. Creo que lo has clavado al decir que es más similar a una desilusión en plan: "lo teníamos todo para hacer de la nuestra una especie mejor y lo desaprovechamos". Con el paso del tiempo me he dado cuenta de que la manera de extender cultura no es llorar por su pérdida, sino generar contenidos y promover los grandes tesoros que tenemos. Actividad frente a pasividad. Yo por mi parte intento pensar a diario, tan fuera de la caja como me es posible y ponerlo por escrito aquí siempre es un aliciente. :)

Alfalfa=> ¡Qué alegría verle a usted por aquí! :) Yo me precio de haber recibido una educación mediocre y aun así hacer lo posible por proveerme del conocimiento que no me dieron. Por supuesto, opciones respetables lo son todas, que por algo cada uno es dueño de su vida. Sin embargo, vistas en conjunto muchas veces resultan aterradoras. Me alegro de que, entre peluches y neuras varias, pueda usted encontrar algo en mis renglones que merezca su interés. Puede que yo no genere cultura, pero me enorgullezco de entrenar mi propio pensamiento y a veces ¡hasta el de los demás!

Template by:
Free Blog Templates