viernes, 1 de mayo de 2009

Lo que se perdió con la guerra

No sé muy bien cómo hablar de esto porque es un pensamiento que ha aparecido de repente en mi cabeza y todavía no tiene apenas forma y aún menos palabras. Está en cierto modo relacionado con la represión y los sentimientos. Y también con la felicidad. Eso de ser feliz es un proceso extraño... Yo sigo pensando que hay dos niveles: el de "alegría" (me lo paso bien, es divertido) y el de "felicidad" (súmmum, momentos de vida exultante y explosionante). La alegría es lo habitual, la felicidad lo extraordinario.

Pues bien, creo que yo funciono más bien en este segundo nivel y el primero me echa un poco hacia atrás. Más o menos casi todo el mundo que me conoce sabe que vivo con el agua al cuello (como Elizabeth-Ophelia): duermo poco, como mal, apenas tengo tiempo libre y muy ocasionalmente quedo con alguien. Ahora bien, el día que salgo de cena: alcanzo un pico; el día que tengo libre: la persona más feliz del universo; el día que echo un café con un amigo: yeah, happy. Ahora bien, para mí cada uno de esos momentos son únicos e irrepetibles... ¿Qué ocurre si me encuentro con alguien que los toma como algo habitual? Que se me viene el alma al suelo. Mi felicidad se torna alegría y la alegría me repele. Si quedo para echar un café con alguien procuro estar al 100% con esa persona, íntegramente. Porque quiero su compañía, escucharle y aprenderle. Si esa persona solo está conmigo por pasar el tiempo: desajuste de dinámicas. Aunque eso no termina de explicar por qué me cuesta tanto estar con gente. Hum...

¿Y a quién le importa esto? Probablemente a nadie, pero poner palabras a los pensamientos ayuda a definir el caos. Cuando tienes pareja tienes ganas de verla y una alegría inmensa te invade cuando quedáis (chananiaaaan). Ahora bien, eso me parece una burda imitación de lo que debieron sentir las novias y esposas de los soldados que tuvieron que ir al frente. Esos reencuentros fueron atronadores. Y aprovecho y endoso un video, ale. Porque yo lo valgo.


http://www.youtube.com/watch?v=74XlpI30D5c&feature=related
Jopé, el youtube no me deja insertar los videos como hacía antes >_<.

3 comentarios:

Drizzt dijo...

No entiendo so que dices de que la alegría (baja intensidad, mucho timepo) te repele:
-Si es que la tratas con desdén quizas no deberías.
-Si es ella la que huye de tí, las situaciones laborales/loquesea/etc pueden mejorar con la experiencia adquirida y tiempo, se supone...

Y a comer mas y a dormir mejor. Sin eso cuando venga el subidón de la felicidad te quedarás sin aire como alguna dama victoriana de antaño, y ese momento se perderá...

P.D: para los videos de Youtube si puedes meter HTML a mano, prueba con el codigo "embeded" que sale en youtube para cada video en el botoncito de la dcha abajo

pampalluga dijo...

Ais, eso de no comer bien... weno, estoy en ello. Tu Gertrudis hace lo que puede, menos hacer tortillas, puedo hacer de todo pa comer ^^

Tu puedes baby!

Black Hole dijo...

En parte te entiendo. Tus momentos son tan especiales que compartirlos con otra persona que no los vea tan especiales, los desmerece y pierden el encanto.

Dar palabras ayuda a concretar, por eso no le doy nombre a casi nada ;)

Template by:
Free Blog Templates